Cursos RECONOCIDOS por el Institut de Seguretat Pública de Catalunya (ISPC) como actividades de formación continua para los miembros de los cuerpos de policía y bomberos de Cataluña.


El fuego es uno de los siniestros más frecuentes que un investigador puede encontrar.

En la mayoría de los casos tiene origen natural o accidental, en cambio en otros es utilizado para encubrir fraudes a aseguradoras, crímenes o incluso utilizado como medio de venganza. Por tanto es necesario que existan investigadores capacitados para descubrir su etiología y realizar informes concluyentes.

Este curso constituye una introducción a la investigación forense de incendios.


El presente curso hace un repaso conceptual a las principales teorías criminológicas existentes, aplicables a casos concretos dentro de los paradigmas vigentes en materia de prevención y lucha contra el delito.

 Estas herramientas conceptuales son de gran utilidad para los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, constituyendo la base de los planes que en este momento se están aplicando para erradicar la criminalidad de todo tipo de las áreas urbanas, convirtiéndose en un conocimiento fundamental para los agentes encargados de aplicarlos.


La investigación criminal es la base fundamental de la gran mayoría de las actuaciones policiales, aplicándose en un amplio rango de delitos desde simples siniestros de tráfico hasta homicidios.

El conocimiento de las técnicas de protección de la escena del crimen, la recogida y custodia de muestras, y el proceso que siguen estas hasta culminar en el acto de la prueba judicial, es una aptitud básica que todo agente de policía debería conocer.

Este curso describe todas las áreas de trabajo de la Criminalística y la Inspección Ocular Técnico-Policial, que es su contexto de aplicación práctica.


La psicología criminal es la rama de la psicología que estudia los fenómenos psicológicos relacionados con la criminalidad, que permite por ejemplo la realización de perfiles de víctimas y delincuentes, el análisis de testimonios y declaraciones de ambos, crear programas de rehabilitación para los últimos, y realizar investigaciones sobre las razones que llevan a los individuos a cometer delitos.

Por tanto, es un conocimiento de gran interés para los profesionales de la seguridad, ya que les permite una mayor comprensión de las causas de determinados delitos, como los sexuales, la violencia doméstica o los asesinatos en serie, que son difícilmente explicables por otros medios.

Una de las actividades propias de la función policial es la represión del Tráfico Ilícito de Estupefacientes, ya sea a gran escala (Grupos de Investigación de Policía Judicial) o pequeño tráfico (Grupos de Seguridad Ciudadana). Para ello se hace necesario un conocimiento de los diversos tipos de estupefacientes que se pueden encontrar en el mercado ilícito para poderlos reconocer cuando el agente de policía, generalmente el “patrullero”, se encuentra ante ellos. También se debe saber actuar en los distintos casos y con un conocimiento verdadero de las leyes que rigen esta tipología delictiva para no caer en un ilícito penal que malogre un buen servicio en favor de los individuos que se dedican a esta actividad que mueve cantidades ingentes de dinero negro.

 Sin embargo, los planes de formación dedicados al área de estupefacientes, son en ocasiones, (no siempre), insuficientes, por lo que se hace necesario un mayor conocimiento de los distintos tipos de sustancias y la forma de actuar ante

Sería engañoso negar que cada vez hay más armas en nuestras calles. Sean de fuego, modificadas, blancas o contundentes, estas son cada vez más frecuentes entre nosotros.

 Podríamos decir que casi finalizado el boom de las armas rehabilitadas, el mundo de las detonadoras modificadas está irrumpiendo con fuerza, ya sean modificaciones de bajo nivel o casi a nivel profesional, el caso es que cada día aparecen más.

 Ante este panorama, la prevención, la preparación, el conocimiento tanto de armas como de cartuchos así como de leyes aplicables a cada caso, se hacen necesarias. Por qué... ¿sancionaremos la tenencia de un cartucho detonador modificado? ¿Cómo lo identificaremos?, ¿Y una pistola de airsoft en medio de la calle? ¿En qué se diferencia una navaja automática de una de apertura asistida? ¿Puede una llave, un bolígrafo o un bastón modificarse para disparar?, ¿Sabemos ponerla en seguridad para evitar accidentes?,…


La  detención  e  identificación  de  vehículos  estática  o dinámica  es  una  de las  acciones  policiales  más habituales  y  precisamente  esa  habitualidad  provoca, en el profesional de la seguridad pública, la tendencia a  realizarla  sin  tener  en  cuenta  algunos  elementos que  son  fundamentales  para  minimizar  el  riesgo  y garantizar la propia seguridad, la de los ocupantes y la de terceras personas.

La  interiorización  de  conocimientos  adecuados permite  convertir  las  acciones  en  hábitos profesionales que son la clave de la excelencia en el servicio.

La  finalidad  no  es  establecer  sistemas  o  métodos operativos  estancos,  sino  ofrecer  al  profesional, herramientas  de  trabajo  para  que  desde  su  propia reflexión y considerando los recursos que están a su disposición realice la acción de forma segura, eficaz y eficiente.

La capacidad crítica del profesional de la seguridad y la  diversidad  policial  determina  que  se  tenga  más consideración  al  “porque”  que  al  “como”  se  realiza una acción policial.

 


Dada la situación actual de elevado riesgo para la seguridad ciudadana provocada por las crecientes amenazas de organizaciones y personas de ideología islamista radical, tales como Al Qaeda, Estado Islámico, Jabhat al Nusrah, Ansar al Sharia y otras en cuyas filas militan numerosos yihadistas procedentes de España, requiere un esfuerzo en la implicación para que los miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad consigan los conocimientos y aptitudes que les permitan prevenir y contrarrestar esta novedosa tipología de terrorismo, a la vez que se hace imprescindible adquirir unos niveles de autoprotección y seguridad entre los agentes que en su servicio diario desempeñan labores de patrullaje, proximidad y seguridad ciudadana.


Debido a su naturaleza estratégica como punto de entrada y salida de personas y mercancías de un país, los aeropuertos son instalaciones que demandan medidas de seguridad generales y específicas de gran importancia.

En este curso estudiaremos los sistemas de prevención e intervención que se utilizan actualmente en este tipo de instalaciones.